Llegar a Grandes Ligas no es tarea fácil, pero que dos hermanos lleguen a Las Mayores y jueguen en el mismo equipo, es casi imposible. Ese es el caso de los puertorriqueños Henry y Heliot Ramos, quienes militan en la organización de los Gigantes de San Francisco y lograron jugar, por primera vez, juntos.

Henry es el mayor y le lleva siete años a Heliot. Durante el invierno, Henry salió de la organización de los Dodgers de Los Angeles y firmó un contrato de Liga Menor con los Gigantes. Fue la primera vez en sus vidas que los hermanos se encontraban en el mismo equipo. Ahora existía la posibilidad de que, en algún momento, patrullaran los jardines en un partido.

En el partido de los Gigantes contra los Rangers de Texas sucedió algo increíble. En la sexta entrada, Heliot entró al jardín central y se logró el sueño de estos dos hermanos, jugar juntos en un equipo de Grandes Ligas. Henry patrullaba el jardín derecho y no podia creer lo que estaba viviendo.

“Para mí fue increíble”, dijo Henry. “Lo he visto crecer y siempre quise jugar al lado suyo”.

Heliot mencionó sentirse agradecido por todo lo que hizo su hermano mayor para que élalcanzara el nivel de Grandes Ligas.

“Él siempre me ayudó y me enseñó a jugar pelota”, dijo Heliot, de 19 años. “Todo lo he aprendido de él. Es como mi padre”.

Caminos diferentes, estilos parecidos

Henry fue seleccionado en la quinta ronda del Draft de 2010 por los Medias Rojas de Boston, mientras Heliot fue escogido en la primera ronda del Draft de 2017 por los Gigantes. Ya Henry tiene 26 años y aún espera la oportunidad de contribuir día a día en las Grandes Ligas.

Son dos jugadores parecidos, con buenas herramientas para lucir a cualquier nivel. Se les pidió que comparan sus estilos a lo que Henry contestó.

“Él es más fuerte”, reconoció Henry. “Es un bateador de poder. Pero el resto yo diría que es igual. Buena defensiva. Jugamos duro. Y tenemos un corazón de guerrero, como me gusta decir a mí”.

Heliot es considerado el segundo mejor prospecto de la organización y se espera que tenga una carrera productiva en Las Mayores. Tuvo un mal comienzo el año pasado, pero culminó la temporada con fuerza. Se espera que sea uno de los jardineros del equipo a futuro. Henry sabe lo que es caer en un Slump y opina que es bueno que le ocurra a su hermano en esta etapa temprana de su carrera, para que aprenda a como manejarlos.

“Todo pelotero va a pasar por un slump, así que es bueno que empezara así el año pasado. Así es como aprenderá a levantarse él solo”, dijo Henry.

Dos muchachos de Maunabo, un pueblo pequeño de Puerto Rico, que combatieron todas las estadísticas y se encuentran en la misma organización de Grandes Ligas. Si difícil es llegar a Las Mayores, más complicado es llegar con tu hermano. Una historia admirable de estos dos orgullos boricuas.

Fuente: Las Mayores de MLB.con

Advertisements

Leave a Reply