Los Nationals de Washington comenzaron esta Serie Mundial sorprendiendo a todos con sendas victorias en la carretera que colocó la serie 2-0 a su favor. Y no fue en un lugar cualquiera, los Nationals ganaron esos dos primeros encuentros en el Minute Maid Park, uno de los estadios más difíciles para ganar. Luego, regresaron a casa con las oportunidad de cerrar la serie y coronarse campeón, pero fallaron malamente, perdiendo los tres encuentro y quedando a punto de mate con desventaja de 2-3. Así las cosas, la Serie Mundial regresa a Houston y los Astros tendrán dos oportunidades de ganar en casa. Pero, aunque los Astros son los claros favoritos, te ofrecemos cuatro razones por las cuales los Nationals aún tienen oportunidad de victoria.

1. La rotación: Stephen Strasburg y Max Scherzer serán sus lanzadores

Max Scherzer sufrió una lesión de cuello que le costó comenzar lanzando el quinto partido de la serie. Esta situación llevó a los Astros a una cómoda victoria 7-1 y a tomar control de la serie. Sin embargo, eso deja todo listo para que los Nationals tengan en la lomita a sus dos caballos, en busca de lograr lo impensable. La situación es realmente complicada para los Nats, pero si hay alguien que ellos desean en el montículo es a sus dos mejores lanzadores Strasburg y Scherzer.

2. Sus caballos batearon mejor en Houston

Los Nationals tienen un núcleo interesante de estrellas y están jugando mejor en la carretera. Juan Soto se apoderó del Minute Maid Park y castigó con facilidad a Justin Verlander y Gerrit Cole. Además de Soto, los Nationals cuentan con Anthony Rendon, candidato a MVP en la Iga Nacional, Trea Turner, uno de los mejores y más explosivos primeros bates y Howie Kendrick, quien está atravesando una temporada espectacular. Tienen el talento y no tienen nada que perder, los favoritos desde un principio eran los Astros y los Nats solo buscan demostrar que todos estaban equivocados.

3. No más Gerrit Cole en la serie

Una de las grandes ventajas de los Astros es que cuentan con el mejor lanzador de esta temporada. Gerrit Cole ha estado increíble, especialmente en la parte final de la campaña y la postemporada, lo que le brinda a los Astros la ventaja frente a cualquier oponente. Los Nationals lograron vencerlo en el primer partido de la Serie Mundial, pero Cole regresó al quinto juego y los dominó a gusto y gana. Ahora, los Nationals no tendrán que enfrentarlo, a menos que el dirigente de los Astros decida utilizarlo en un relevo corto en el séptimo y decisivo juego de la serie. De lo contrario, los Nationals no tendrán que enfrentar más al lanzador más caliente y temido del béisbol.

4. Verlander no luce tan dominante

SI esta fuera la misma situación, hace varios años atrás, sería cuestión de trámite. Pero, la realidad es que Justin Verlander no ha estado dominante en esta postemporada y eso le brinda oportunidad a los Nationals de lograr la remontada. El derecho tiene marca de 1-3 esta postemporada, siendo vencido por los Rays de Tampa, Yankees de New York y Nationals de Washington. En cada serie ha perdido un encuentro. El problema de Verlander ha sido en las primeras entradas, por lo que los Nationals tienen que salir agresivos a buscar marcar temprano y colocar la presión en los Astros.

5. Cualquier cosa puede suceder en el Béisbol

Si hay un deporte que se presta para sorpresas, es el béisbol. En el baloncesto, normalmente, gana el mejor equipo y el más talentoso. Pero, en el béisbol gana la combinación de talento con el equipo que se caliente en el momento correcto. Hace 15 años vimos a unos Red Sox de Boston venir de atrás y ganar una serie que perdían 0-3 y los Cubs lograron lo que buscan hacer los Nationals hace tres años atrás, cuando vencieron a los Indios de Cleveland en la carretera en los últimos dos encuentros de la serie para proclamarse campeones.

Advertisements

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.